El término Maging significa “Máquina Automática de Generación de Ingresos”. 

 

 Se trata de un conjunto de configuraciones “casi cerradas” o con muy pocos parámetros que modificar por parte del usuario. 

 

 Los sistemas automáticos no tienen límite de productos a los que ser aplicados, ni de la cantidad de contratos con la que pueden operar. 

 

 Se mantienen registros de las mejores configuraciones y éstas van siendo actualizadas en el ranking mensual que se comunica y se comparte con todos los usuarios. 

 

 En caso de necesidad, se cuenta con un servicio de soporte técnico que mediante conexión remota (y sin gasto adicional) permite instalar y configurar correctamente cada sistema automático. 

 

 La “Línea Maging” está orientada a perfiles más activos, que confíen en la operativa con sistemas automáticos de trading, tanto de tipo swing-trading como por supuesto en términos intradiarios.